Ultimas Noticias

2326 PERSONAS DESPLAZADAS EN TODO EL PAÍS PRODUCTO DE LAS PRECIPITACIONES

El Sistema Nacional de Emergencias, a través de los Comités Departamentales de Emergencia, continúa coordinando las acciones de respuesta en los departamentos afectados por las inundaciones, en el marco del Protocolo de Coordinación General del Sinae. Son 2326 las personas desplazadas, siendo Durazno el departamento que registra el mayor guarismo, con 1462 personas en esa situación.



En la jornada de ayer el Prosecretario de la Presidencia, Juan Andrés Roballo, junto al Director del Sistema Nacional de Emergencias (Sinae), Fernando Traversa, estuvieron presentes en la capital duraznense, entrevistándose con integrantes del Comité Departamental de Emergencia presidido por el Intendente Prof. Carmelo Vidalín.

De acuerdo al último relevamiento permanecen 2326 personas desplazadas en todo el país. De ese total, 995 son evacuadas y 1331 autoevacuadas.

Cabe aclarar que, al decir persona desplazada, se refiere a quien abandona su vivienda por riesgo o afectación asociados a un evento adverso. Al decir persona evacuada se alude a quien es alojado en un centro de evacuación bajo la coordinación integral del Comité Departamental de Emergencias (CDE) y del Centro Coordinador de Emergencias Departamentales (CECOED). Y al decir persona autoevacuada refiere a personas desplazadas que son alojadas en viviendas particulares o campamentos autogestionados.

En Artigas aumentó a 121 el número de personas desplazadas (68 evacuadas y 53 autoevacuadas).
En Durazno se aumentó a 1462 el número de personas desplazadas: 611 evacuadas y 851 autoevacuadas.
Florida registra una situación estable: 9 personas evacuadas en ciudad de Florida y 5 autoevacuadas en la localidad de 25 de Agosto, totalizando 14 desplazadsa.
En Río Negro descendió a 5 el el número de personas desplazadas, todas ellas autoevacuadas.
En Salto se han registrado 525 personas desplazadas: 139 evacuadas y 386 autoevacuadas y en Paysandú aumentó a 199 el número de personas desplazadas (168 evacuadas y 31 autoevacuadas).
La situación más compleja sigue siendo la de Durazno donde se concentra el 70% de la población desplazada. El Comité Departamental de Emergencias de ese departamento se reunió hoy lunes por la mañana para analizar la situación generada con la crecida del río Yí.

De acuerdo a las proyecciones meteorológicas para las próximas horas, y para evitar posibles situaciones de riesgo para las personas, el CDE exhorta a no retornar a sus hogares hasta no volver a evaluar la situación mañana martes. Al mismo tiempo, comunica que no realizará traslados hasta nuevo aviso.

El Cecoed recuerda a todos los ciudadanos que en caso de ser necesario deben acudir a Avenida Instrucciones del Año XIII casi Martín Salaberry o comunicarse a los teléfonos 4362 8461, 43632950, 091360922, antes de la hora 20:00, a los efectos de ser registradas.

Si bien el CDE se mantiene en sesión permanente, está prevista una nueva reunión evaluatoria hoy a las 15. 

Acciones de respuesta

En estos momentos la situación continúa bajo control en los departamentos afectados por las inundaciones. Sistema Nacional de Emergencias a través de los CDE de Artigas, Durazno, Florida, Paysandú, Río Negro, Salto y Soriano, continúa coordinando las acciones de respuesta en los departamentos respectivos, en el marco del “Protocolo de Coordinación General del Sistema Nacional de Emergencias”.

Según el Protocolo de Coordinación General, la respuesta se mantiene en el nivel departamental: son los CDE y a través de los CECOED quienes coordinan los procedimientos de evacuación y de atención integral de las personas afectadas.

Las personas desplazadas están recibiendo atención integral: resguardo, protección, alimentación, abrigo, recreación y salud. Respecto al servicio de salud, se realizan rondas médicas diarias y se lleva adelante el monitoreo epidemiológico. Los servicios de agua y energía están garantizados en los lugares donde se encuentran las personas desplazadas. En cuanto a seguridad y vigilancia, la Policía brinda seguridad dentro de los centros de evacuación y en los alrededores. En las zonas inundadas la vigilancia se realiza por medio de un trabajo coordinado con Policía, Prefectura y Bomberos.

Intendencias, Municipios, Bomberos, Policía, Ejército, Ministerios articulan para brindar una respuesta efectiva en la zona afectada. Desde la Dirección Nacional del SINAE se realiza un seguimiento permanente de la situación y se facilitan las ayudas necesarias.

En este sentido vale aclarar que los diferentes Comités Departamentales de Emergencias han manifestado y consideran pertinente hacer saber a la población, que por el momento no son necesarias las donaciones ni se puede recibir ayuda de particulares, puesto que la situación está controlada con los recursos departamentales.

En efecto, el Sistema Nacional de Emergencias como ámbito de articulación del conjunto del Estado uruguayo para garantizar la protección de la vida, los bienes de significación y el medio ambiente en situaciones de emergencia, dispone de todos los recursos técnicos, materiales, logísticos y humanos así como de los planes y protocolos necesarios para asegurar una respuesta efectiva en caso de que la situación se torne más adversa.

Recomendaciones

Ante el riesgo de inundación, se recomienda: mantenerse informado/a sobre pronósticos, estado del tiempo y advertencias de las autoridades; tomar especiales precauciones con las personas más vulnerables (niños/as, personas adultas mayores, personas con alguna discapacidad, personas enfermas). No dejarlas solas; revisar el estado de cunetas y desagües próximos a la vivienda para evitar la acumulación de tierra, hojas, escombros, etc.; retirar del exterior de la vivienda aquellos objetos que puedan ser arrastrados por el agua; colocar los productos tóxicos (pinturas, insecticidas, etc.) fuera del alcance del agua para reducir el riesgo de contaminación; colocar los bienes y objetos de valor en los sitios más altos de la vivienda; mantener a los animales domésticos en lugares protegidos; tener listo el bolso de emergencias; prepararse para una eventual evacuación; evitar la circulación innecesaria de personas y vehículos.

En caso de tener que circular recordar: no intentar cruzar por caminos, calzadas o puentes inundados aunque se conozca el lugar: desplazarse en autos, motos o caballos no disminuye el riesgo de ser arrastrado debido a la cantidad y fuerza de las aguas; procurar transitar por rutas principales y en horas diurnas; conducir con extrema precaución: disminuir la velocidad; aumentar la distancia de seguridad con el vehículo delantero; circular con "visión panorámica" atendiendo a lo que sucede alrededor (cables caídos, ramas, etc.); evitar maniobras bruscas. No frenar abruptamente para disminuir la posibilidad de deslizamiento (acquaplanning).

Si la inundación ocurre, se recomienda: Notificar al 911. Desconectar el interruptor general de electricidad de la vivienda y las llaves de agua y gas. Beber solo agua embotellada. En caso de que las autoridades determinen una evacuación, cumplir con todas las directivas que se indiquen. Cuando baje el nivel de las aguas, el retorno a las viviendas sólo podrá hacerse sin riesgo luego de que se limpien y desinfecten con hipoclorito las habitaciones afectadas y los utensilios de uso diario. Recordar que el desborde del sistema sanitario y la presencia de alimañas constituyen factores de riesgo para la salud.

 

No hay comentarios :

Publicar un comentario

Arequita Digital Designed by Templateism.com Copyright © 2014

Imágenes del tema: Storman. Con la tecnología de Blogger.